Historias y Testimonios

“PARTICIPAR EN LA RED ANALIT HA TRANSFORMADO MI VIDA”

Leydi Milagros afirma que proceso de liderazgo que promueve World Vision Perú es de gran ayuda para niños y adolescentes

Miércoles, 13 de enero 2021 5:19 pm
hace 3 meses
PorWorld Vision en Perú

Son múltiples las dificultades que enfrentan los escolares de las regiones del país y parte de estas limitaciones se han acentuado durante la emergencia sanitaria nacional a causa de la pandemia del Covid-19. Sin embargo, las iniciativas que promueven el liderazgo juvenil están ayudando a los estudiantes a mejorar su aprendizaje y rendimiento académico, y también al ejercicio pleno de sus derechos como miembros de una sociedad democrática. 

Leydi Milagros, de 15 años, estudiante de cuarto año de secundaria de Yauli, Huancavelica, afirma que desde que inició su participación en la Red Alianza Nacional de Lideres de Transformación (Red ANALIT), que promueve World Vision Perú, su vida ha cambiado y ha mejorado su desempeño escolar. Además, le está permitiendo ayudar a otros niños y adolescentes participantes de este programa para que prioricen sus estudios. 

“Desde que vengo participando en la Red Alianza Nacional de Lideres de Transformación, mi vida ha cambiado bastante; antes era callada y no podía expresarme en público; ahora ya puedo expresar mis ideas y realizar gestiones para ayudar a otros niños”, dice al añadir que vienen trabajando para que otros niños también superen sus dificultades.

Cuenta que la Red ANALIT de su distrito promueve el liderazgo entre niños, niñas y adolescentes, enseñándoles sus derechos, a expresarse en público y haciéndoles partícipes de gestiones ante autoridades locales para que se respeten sus derechos.

“Cuando me invitaron al programa de liderazgo juvenil de World Vision, me interesó mucho el trabajo y ahora promovemos entre niños, niñas y adolescentes el ejercicio pleno de sus derechos. Este trabajo contribuye a que niños y adolescentes a nivel nacional tengan la oportunidad de mejorar en lo académico y personal”, afirmó.

“Quiero ayudar a los niños”

Leydi Milagros es la cuarta de siete hermanos y vive con sus padres que administran una bodega. Este año iniciará el quinto año de secundaria y tiene como meta ingresar a la universidad para estudiar psicología. “Me gusta ayudar a las personas, a los niños en particular, sobre todo en el plano emocional porque conozco a niños que tienen problemas en sus casas”, comenta.

Considera que al estudiar psicología tendrá mayores herramientas para ayudar a las personas, porque cree que tanto niños como adultos requieren de ayuda profesional para enfrentar muchas dificultades y situaciones cotidianas.

Además, le interesa conocer el mundo emocional de las personas, puesto que durante la pandemia que estamos enfrentando ha observado mucho sufrimiento en su familia y en su comunidad por la pérdida de seres queridos. En su caso perdió a uno de sus abuelitos y a tíos, lo cual afectó a toda su familia y la afectó emocionalmente.

Incluso, al momento de brindar este testimonio expresó su preocupación por la salud de sus padres.

Hay que cuidarnos y seguir estudiando

En medio de la incertidumbre que en nuestro país sigue causando la pandemia, esta estudiante y líder juvenil huancavelicana, recomienda al resto de escolares a seguir esforzándose para mejorar en sus estudios y a seguir protegiéndose porque el riesgo de enfermar sigue siendo una amenaza para toda la población.

“A niños y adolescentes les quiero decir que hay que seguir siendo fuertes y tomar las precauciones necesarias para evitar el contagio del Covid-19. No sabemos si este año las clases seguirán siendo virtuales o presenciales, pero hay que seguir estudiando, informándonos y leyendo libros para persistir en nuestras metas, como en mi caso estudiar en la universidad”, señala.

Indica que observa mayor incertidumbre porque no se tiene certeza de la llegada de las vacunas a las regiones, mientras todos los peruanos esperamos la pronta llegada de las inmunizaciones.

“Las vacunas ayudarían al pronto reinicio de las clases escolares presenciales o semipresenciales, porque la educación virtual tiene limitaciones y se aprende poco porque tenemos dificultades de acceso”, dice al añadir que para un retorno a las aulas se debe tener las condiciones apropiadas para cumplir las medidas de prevención.

Considera que los estudiantes del quinto año de secundaria necesitan una óptima preparación para ingresar a la universidad, lo cual, a su entender, solo será posible con clases presenciales o semipresenciales.

“Quiero agradecer a World Vision Perú por el apoyo que no están dando durante estos años, porque nos están ayudando a superar muchas dificultades y nos orientan de manera permanente a través de sus facilitadores. Gracias a esas orientaciones hemos podido aprender más”, subraya Leydi Milagros.

Tags: educación niñez transformación World Vision Perú Huancavelica liderazgo
leer comentarios
Redes sociales
Más leídas
 
ÚLTIMAS NOTICIAS
 
Kevin está en segundo de secundaria y comparte su dispositivo móvil con tres de sus hermanos en la región Ayacucho
“Dios siempre ha estado con nosotros; a pesar del trabajo duro y malos ratos que he pasado, siempre ha estado presente. Estoy muy agradecida con él y con ustedes que llegaron a mí”
A pesar de la travesía por la que pasó para llegar al Perú y de estar lejos de toda su familia, Marianny sabe que aquí puede construir un futuro mejor para su hija
Luis comparte sus clases escolares remotas con las actividades que realiza en sus ratos libres como voluntario en Huancavelica
“La situación en Venezuela era agobiante. Para ese entonces estaba fuerte y ahorita simplemente es asfixiante”
Se dio en el marco del convenio que suscribieron World Vision Perú y la Municipalidad Distrital de Huamanguilla
Sebastián está en quinto grado de primaria y usa el aplicativo Booksmart para potenciar sus habilidades de lectura
World Vision viene trabajando en la región Ayacucho por más de cuarenta años beneficiado a miles de niñas, niños y adolescentes de zonas rurales y urbanas con proyectos integrales
Daniel Yépez, coordinador de educación de World Vision Perú, precisa que se debe conversar con los escolares para ponerse de acuerdo en sus horarios de clases y tareas.
“Estamos lejos físicamente, pero cerca en lo emocional”